Descubre cómo se regula el alquiler vacacional en tu Comunidad Autónoma

Durante los últimos años hemos visto como, a rebufo de las innovaciones tecnológicas e impulsado por el aumento interanual de las cifras de la actividad turística (tasa de ocupación, pernoctaciones, aumento de la llegada de turistas, etc.), han ido surgiendo cada vez más viviendas particulares dedicadas al uso turístico.

Las plataformas de internet han sido capaces de poner en contacto a millones de turistas con millones de propietarios de todo el mundo y la oportunidad de negocio ha hecho el resto. En este sentido, se estima que entre 2014 y 2016 esta actividad generó cerca de 12.000 millones de euros en España de los cuales 9.600 repercutieron en el entorno de las familias, lo que nos da una idea de la dimensión del negocio.  

¿Eres propietario o gestionas alojamientos vacacionales? ¡Te estamos buscando!

Ante el auge -en ocasiones descontrolado- de cada vez más viviendas dedicadas al uso turístico, se ha hecho evidente la necesidad de disponer de una normativa que establezca unos mínimos y unos máximos. Asimismo, la Ley de Arrendamientos Urbanos (LAU), que regula el arrendamiento de fincas destinadas a vivienda o a usos distinto, excluye explícitamente el alquiler vacacional de esta regulación y transfiere dicha competencia a las Comunidades Autónomas. Así pues, nos encontramos frente a un marco regulativo extremadamente heterogéneo y, se da la situación, de que algunas CC.AA ni siquiera han emitido disposición alguna al respecto.

Esta situación provoca que tengamos 17 Comunidades Autónomas regulando una actividad de 17 maneras distintas, con la consiguiente inseguridad que esto provoca tanto a propietarios como a agencias de alquiler. En este sentido, para intentar arrojar algo de luz, el Equipo de Muchosol ha elaborado un dossier sobre la regulación del alquiler vacacional  en función de las Comunidades Autónomas.

Indice de CC.AA

  1. Andalucía
  2. Aragón
  3. Baleares
  4. Canarias
  5. Cantabria
  6. Castilla la Mancha
  7. Castilla y León
  8. Cataluña
  9. Comunidad de Madrid
  10. Comunidad Valenciana
  11. Extremadura
  12. Galicia
  13. La Rioja
  14. Murcia
  15. Navarra
  16. País Vasco

Regulación del alquiler vacacional en Andalucía

En Andalucía, el alquiler vacacional está regulado desde 2016 por el Decreto 28/2016 del 2 de febrero. Según esta norma las características que debe tener una vivienda para que pueda ser dada de alta como vivienda turística son:

  • Disponer de licencia de ocupación y cumplir con las condiciones técnicas y de calidad exigibles
  • Formalizar la inscripción gratuita de la vivienda en el Registro de Turismo de Andalucía
  • Las habitaciones han de tener ventilación (exterior o a patio) y algún sistema de oscurecimiento de las ventanas
  • Estar amueblado y equipado para su ocupación inmediata
  • De mayo a septiembre las habitaciones de la casa deben tener elementos fijos de refrigeración. De octubre a abril, por el contrario deberán estar provistos de un sistema de calefacción.
  • Botiquín de primeros auxilios
  • Disponer de información turística de la zona (mapas, lugares de ocio, restaurante, plano del transporte urbano, etc.)
  • Libro de Hojas de Quejas y Reclamaciones así como un cartel indicando en un lugar visible.
  • Limpieza de la vivienda a la entrada y salida de nuevos clientes
  • Ropa de cama y menaje en función del número máximo de ocupantes
  • Facilitar a los usuarios de la vivienda n número de teléfono para atender y resolver de manera inmediata cualquier incidente que pueda tener lugar
  • Informar a los usuarios de las normas relativas al uso de las instalaciones y equipos de la vivienda, así como de la admisión y existencia de mascotas en la vivienda.
  • Colaborar con la inspección turística en el eventual desempeño de sus funciones

En Muchosol buscamos propietarios o gestores de apartamentos que quieran trabajar con nosotros, ¿te unes?

Por otro lado, desde el 11 de mayo de 20107 la Junta de Andalucía exige que dichas viviendas se den de alta en el Registro de Turismo de Andalucía. Para ello hay que seguir los siguientes pasos:

  • Formalizar una declaración responsable en la que manifiesten el cumplimiento de los requisitos exigidos
  • Inscribir el alojamiento en el Registro de Turismo de Andalucía a través de un formulario online o en la delegación territorial de la Consejería en la provincia correspondiente.
  • Una vez inscrito, la Consejería facilitará al propietario un código de inscripción que deberá aparecer en toda publicidad que se haga del alojamiento

Regulación del alquiler vacacional en Aragón

En esta Comunidad Autónoma, la actividad de alquiler vacacional está regulada por el Decreto 80/2015 que entró en vigor en mayo de 2015 y que lo vamos a resumir en tres ejes:

  • Requisitos para pedir la licencia de Vivienda de Uso Turístico
  • Cómo pedir la licencia
  • Cómo publicar el anuncio conforme a la ley

En primer lugar, para pedir la licencia VUT el inmueble debe cumplir con una serie de requisitos físicos y técnicos:

  1. Debe tratarse de una vivienda ubicada en el territorio aragonés
  2. El inmueble ha de estar amueblado y equipado para su uso inmediato así como cumplir con la normativa en habitabilidad, seguridad y conservación
  3. El Decreto no obliga a que las viviendas dispongan de conexión a Internet (aunque siempre es deseable)
  4. Cada propietario (o gestor) sólo puede disponer de una única vivienda turística por inmueble. Si quisiera alquilar más viviendas en un mismo inmueble, estas deberán acogerse al Reglamento de Apartamentos Turísticos de Aragón
  5. El actual Decreto no regula el alquiler de habitaciones, únicamente regula el alquiler de viviendas enteras
  6. Si la vivienda forma parte de una propiedad horizontal, los estatutos de esta no pueden prohibir o restringir el declarar una vivienda como de uso turístico

En segundo lugar, los trámites para pedir la licencia son:

  • Lo primero es rellenar la Declaración Responsable que se encuentra en este link, haciendo click en “Enlace a la Oficina Virtual” y seleccionando el formulario de la Declaración Responsable (es el documento que aparece al final de la página con el nombre “VUT”)
  • El documento se debe rellenar con los datos personales del propietario o gestor, con la dirección de la vivienda que se va a dar de alta, número de teléfono donde atender a los huéspedes, servicios que dispone la vivienda, número de personas que puede albergar…
  • Marcar el campo “Apertura” en el apartado “Declaración de” para dar de alta a la vivienda
  • Una vez rellenada la declaración hay que presentarla por correo ordinario, presencial o por vía telemática

En tercer lugar, ¿cómo publicar el anuncio de mi vivienda vacacional?

  • El número de registro debe estar visible en el anuncio
  • La tarifa que paguen los huéspedes deberá incluir el coste de los suministros, limpieza, etc.
  • La duración máxima de la ocupación no deberá superar un mes
  • En el exterior de la vivienda debe figurar un cartel en el que se indique las características de la misma. La información del cartel la podrás encontrar en la última página del decreto.

Regulación del alquiler vacacional en Baleares

El caso de Baleares sea, quizás, el más complejo de todas las CC.AA que regulan el alquiler vacacional. En Mallorca, Menorca, Ibiza y Formentera esta actividad está regulada por la Ley 8/2012 del 19 de julio, que fue modificada por la Ley 6/2017 del 31 de julio relativa a la comercialización de estancias turísticas en viviendas y por el Decreto Ley 3/2017 del 4 de agosto, y por el Decreto 20/2015 del 17 de abril. 

Por otro lado, en la isla de Fromentera, debido a sus particularidades, se aplica también el Reglamento 1/2015 por el que se regula la comercialización de estancias turísticas en viviendas y el Plan de Calidad para viviendas objeto de comercialización turística.

Requisitos que deben cumplir las viviendas de uso turístico en Mallorca, Menorca, Ibiza y Formentera

  • Viviendas unifamiliares aisladas (sin viviendas contiguas y una solo por parcela)
  • Vivienda unifamiliar entre medianeras
  • Viviendas unifamiliares pareadas
  • Viviendas en que se tenga que valorar la existencia de analogía (dos o más viviendas de tipología tradicional dentro de una única parcela, si bien debe tramitarse el correspondiente expediente ante la Admon insular turística competente.

 Tras la entrada en vigor de la Ley 6/2017 del 31 de julio se permite dedicar al uso turístico viviendas independientes en edificios plurifamiliares o adosados siempre y cuando cumplan con los siguientes requisitos

  • Que exista plazas turísticas disponibles
  • Que estén en una zona declarada apta (lo decidirán los consejos insulares y el Ayto de Palma y se establece una moratoria de un año para zonificar los municipios).
  • Las estancias deben ser de corta duración, se fijan por días o semanas y en ningún caso podrán exceder de un mes.
  • Se prohíbe la actividad turística en suelo rústico protegido (salvo excepciones)
  • Se prohíbe la actividad turística en todas las viviendas que hayan sido sancionadas en materia urbanística mientras no se restituya la legalidad.
  • Máximo se pueden comercializar 3 inmuebles por propietario
  • El comercializador de la vivienda debe disponer de un certificado municipal acreditativo de esta situación
  • Es imprescindible que ni los estatutos de la comunidad ni el título constitutivo prohíban la actividad
  • Sólo se permite la actividad turística en edificios de más de 5 años de antigüedad destinados a uso residencial privado.

 Características de las viviendas

  • Las viviendas unifamiliares deben tener un máximo de 6 dormitorios y el máximo de plazas establecido en la cédula de habitabilidad (nunca superior a 12 plazas).
  • 1 baño entre una y cinco plazas, dos baños entre seis y ocho, tres baños entre nueve y once plazas y cuatro baños para doce plazas.
  • Exhibir en la entrada, en un lugar visible, la placa identificativa
  • Cumplir con los planes de calidad que sean aprobados reglamentariamente.

Regulación del alquiler vacacional en Canarias

En Canarias la Ley 7/1995 del 6 de abril, de Ordenación del Turismo y el Decreto 113/2015 del 22 de mayo por el que se aprueba el Reglamento de las viviendas vacacionales en la Comunidad, son las dos normas a las que atenerse cuando queramos hablar de alquileres turísticos.

¿Quieres poner tu propiedad en alquiler vacacional? ¡Nosotros te ayudamos!

En base a estas normas, las características que deben cumplir las viviendas para poder dedicarlas al uso turístico son:4

  • Que la edificación cumpla con la normativa urbanística
  • Disponer de la Declaración de ocupación de inmuebles o instalaciones (art. 166 bis del Texto Refundido de las leyes de Ordenación del Territorio de Canarias y de Espacios Naturales de Canarias) o de la Cédula de Habitabilidad o licencia de primera ocupación en base a las condiciones establecidas en el Decreto 117/2006 del 1 de agosto.
  • La construcción de la vivienda debe aceptar una adecuada dotación de muebles y equipos que permita el descanso, aseo, manutención, almacenaje y acceso a telecomunicaciones. En este sentido se considera equipamiento mínimo:
  1. Cierre interior de todas las puertas de acceso
  2. Botiquín de primeros auxilios
  3. Iluminación junto a las camas
  4. Sistema de oscurecimiento en las habitaciones
  5. Perchas
  6. Camas dobles o individuales
  7. Equipamiento y ropa de cama (con cambio si la estancia es superior a una semana)
  8. Espejo, secador, porta rollos de papel higienico, alfombrilla, toallero, colgadores, mampara de ducha toallas; para los baños.
  9. Horno, microondas, cafetera, vajilla, cubertería y cristalería, equipo de limpieza y tabla de planchar con plancha para la cocina.
  • Además de  estos requisitos generales, se deberá tener en cuenta los siguientes aspectos:
  1. La vivienda tiene que ser ocupada al menos dos veces al año
  2. La vivienda debe ser publicitada en agencias de viajes, centrales de reservas u otras empresas de intermediación turística
  3. Las viviendas deberán ser alquiladas a cambio de una contraprestación económica teniendo en cuenta que: los precios deben figurar expuestos y visibles en la vivienda y que no se podrá cobrar precios superiores, ni por conceptos no solicitados.

Regulación del alquiler vacacional en Cantabria

En la actualidad -y desde la reforma de la LAU en 2013- Cantabria no tiene una normativa clara que regule el alquiler vacacional entre particulares. Hasta la fecha, y hasta que entre en vigor la nueva normativa en forma de Decreto que está elaborando el gobierno regional, las exigencias para que un alojamiento se encuentre dentro de la legalidad -a demás de una serie de requisitos de equipamiento de la vivienda- se limitan a pedir:

  • El número de inscripción en el registro general de Empresas Turísticas
  • El alta censal en la Agencia Tributaria
  • El alta de la empresa en la Seguridad Social.

Según el Gobierno cántabro todas las viviendas que no cumplan con estos tres requisitos se encuentran fuera de la legalidad y hay previstas sanciones que van de los 6.001€ hasta los 30.000€. 

El Decreto, del cual ya se conoce el borrador, prevé exigir a aquellos propietarios que quieran dar de alta su vivienda como “de uso turístico”:

  • Cédula de habitabilidad
  • Sistema de prevención y extinción de incendios
  • hojas de reclamaciones
  • Carteles distintivos
  • Número de teléfono de atención a la vivienda
  • Seguro obligatorio
  • Registro de clientes y visitantes

Regulación del alquiler vacacional en Castilla La Mancha

En la actualidad no existe ninguna normativa en la Comunidad Autónoma que regule el uso vacacional de las viviendas particulares. Se estima que hay unas 600 viviendas de uso turístico registradas, lo que suma un total de 5.964 plazas turísticas en situación “legal”. No obstante, la Junta alega que existen unas 2.000 viviendas dedicadas al alquiler vacacional que no están registradas.

En este sentido, ya desde el 2016 existe un proyecto de Decreto que da forma a la normativa  para que un particular pueda alquilar su vivienda (entera o por habitaciones). Según la Junta de Castilla La Mancha, esta norma entrará en vigor antes de que finalice el año 2017.

Regulación del alquiler vacacional en Castilla y León

En Castilla y León, el Decreto 17/2015 del 26 de febrero regula los conjuntos de bloques y los edificios de apartamentos dedicados al uso turístico. Asimismo los propietarios que posean varias casas dedicadas a este uso en un mismo bloque deberán acogerse a dicho decreto.

Por otro lado, la normativa que se aplica a las viviendas de particulares dedicadas al alquiler vacacional, con un máximo de una vivienda por propietario, fue desarrollada a posteriori por el Decreto 3/2017 del 16 de febrero.

Este último decreto diferencia claramente la vivienda de uso turístico de los apartamentos turísticos o conjunto de propiedades. En este sentido los requisitos para poder dar de alta una vivienda de uso turístico son:

  • Estar en posesión de la Licencia de Primera Ocupación o Cédula de Habitabilidad
  • Tener abastecimiento pleno de suministros (agua, luz, gas, etc.)
  • Limpieza previa y posterior a la ocupación
  • Equipamiento: botiquín, ropa de cama, equipo de cocina, cunas si son requeridas, etc.
  • Que el propietario o gestor de la vivienda facilite un número de teléfono o dirección de correo electrónico disponible las 24h
  • Que la vivienda se anuncie por los canales de oferta turística habituales
  • Que los anuncios de la vivienda incluyan en todo momento el nº de inscripción turística
  • Que la vivienda cuente con una placa identificativa situada en el exterior
  • El alquiler no puede ser superior a los dos meses por huésped, si fuese superior entonces la vivienda debería acogerse a la LAU

El trámite para iniciar la actividad es similar al procedimiento en otras CC.AA:

  • Completar una Declaración Responsable
  • La Declaración debe manifestar que el alojamiento cumple con los requisitos exigidos por el Decreto 3/2017
  • Asimismo ha de manifestar que el propietario está en posesión de los documentos exigidos
  • Presentar la declaración en persona o através de la sede electrónica de la Junta de Castilla y León

Regulación del alquiler vacacional en Cataluña

¡Atención propietarios! Sácale el máximo partido a tu propiedad con Muchosol. ¡Unete!

La Generalitat catalana define, en el Decreto 159/2012 del 20 de noviembre, como vivienda de uso turístico aquella vivienda cuyo propietario la alquila al menos dos veces al año y por un periodo no superior a los 3  días. Toda vivienda que se alquile durante más tiempo deberá acogerse a la Ley de Arrendamientos Urbanos (LAU). Por otro lado, el Gobierno Catalán acepta que el propietario de la vivienda la ceda a un gestor, que será el responsable final de que la vivienda se ajuste a la normativa.

Los requisitos básicos para poder dedicar una vivienda particular al uso en Cataluña son:

  • Disponer de la cédula de habitabilidad
  • La vivienda no podrá albergar más habitantes que los reflejados en la cédula de habitabilidad
  • La vivienda ha de estar en condiciones higiénicas aptas para su inmediata ocupación
  • La vivienda ha de estar equipada para ser ocupada de inmediato
  • Que los estatutos de la comunidad de vecinos en la que está la vivienda no prohíban expresamente el alquiler vacacional
  • Que ninguna ordenanza municipal prohiba el alquiler vacacional en la zona en la que se encuentre la vivienda

Si la vivienda cumple con estos 6 requisitos básicos, se puede pasar a legalizar la vivienda de uso turístico. Para ello, el propietario o gestor de la vivienda deberá:

  • Presentar en el Ayuntamiento correspondiente una comunicación previa de inicio de actividad. Para ello se han de usar estos modelos facilitados por la Generalitat.
  • Obtener el número de inscripción que identifica a la propiedad como vivienda turística. Este número lo expide el Registro Turístico de Cataluña, organismo dependiente de la Dirección General de Turismo de la Generalitat de Cataluña.

Finalmente, una vez registrada la vivienda y con toda la documentación en regla, la ley obliga a propietarios o gestores a:

  • Facilitar a los usuarios y vecinos un número de atención disponible las 24h7
  • Garantizar la asistencia y el mantenimiento de la vivienda
  • Remitir a la policía la información de las personas que ocupan la vivienda
  • Recaudar el impuesto sobre estancias turísticas (IEET) y presentar la liquidación a la Agencia Tributaria

Regulación del alquiler vacacional en la Comunidad de Madrid

Actualmente la norma que regula la actividad turística en pisos particulares está suscrita al Decreto 79/2014 del 10 de julio. No obstante este decreto ha sufrido algunos cambios de importancia como puede ser la anulación del mínimo de noches exigibles a los alquileres vacacionales, que estaba cifrado en 5 noches.

En este sentido, para entender bien los requisitos necesarios para poner en alquiler vacacional una vivienda particular, dividiremos en 3 secciones este artículo: Los requisitos para pedir la Licencia de Vivienda de uso Turístico, pasos a seguir para pedir la Licencia de Vivienda Turística y la forma correcta de publicar el anuncio de alquiler vacacional.

 Requisitos para pedir la Licencia de Vivienda de uso Turístico

El inmueble en cuestión deberá reunir las siguientes características:

  • Que la vivienda se encuentre en la Comunidad de Madrid
  • Que la vivienda disponga de la cédula de habitabilidad o licencia de primera ocupación
  • Que la vivienda esté amueblada y equipada para su ocupación inmediata
  • Que disponga de acceso a los suministros básicos: agua, luz, gas e internet
  • La vivienda no puede estar destinada al uso de vivienda permanente. Es decir, nadie podrá ocuparla durante los meses indicados como “Periodo de Actividad Continuada Anual” en la declaración.
  • Plano de la vivienda firmado por un arquitecto.

Pasos a seguir par pedir la Licencia de Vivienda Turística

Una vez se cumplan los requisitos explicados en la primera parte, se debe pedir la Licencia de Vivienda Turística. Para ello hay que seguir los siguientes pasos:

  • Rellenar la Declaración Responsable que se encuentra en este enlace. En ella se debe especificar los meses que se dedicará la vivienda al alquiler vacacional así como marcar la casilla para que aparezca en el Registro de Turismo de la Comunidad de Madrid.
  • Adjuntar en la Declaración; el documento que acredite la disponibilidad del inmueble (escritura de compra-venta, contrato de arrendamiento, etc.), plano de la vivienda firmado por un arquitecto y cédula de habitabilidad o licencia de primera ocupación.
  • Presentar la declaración por vía telemática o de manera presencial en la Oficina de Registro de la CAM.
  • Cuando la Comunidad de Madrid reciba la documentación un funcionario de la Delegación de Turismo inspeccionará la vivienda para comprobar que efectivamente cumple con los mínimos exigibles anteriormente mencionados.
  • Una vez el inspector de el visto bueno al inmueble se le asignará un número de registro

¿Cómo publicar el anuncio de alquiler vacacional de manera correcta?

Una vez se haya obtenido la licencia y el correspondiente número de registro turístico se podrá pasar a preparar el anuncio de la vivienda. El Decreto 79/2014 del 10 de julio obliga a que el anuncio refleje:

  • El número de registro turístico
  • La vivienda deberá tener una placa de “Vivienda de Uso Turístico” visible en el exterior de la vivienda y en el anuncio
  • Tarifas claras: es decir, que el precio que se le cobre al turista deberá incluir los costes de suministros, cambios de ropa de cama y baño, limpieza, etc.
  • Hasta hace poco el Decreto prohibía alquileres vacacionales inferiores a 5 días, no obstante esta obligación fue anulada por el TSJM.
  • Proporcionar un número de teléfono de atención permanente a los huéspedes

Regulación del alquiler vacacional en la Comunidad Valenciana

Antes de realizar cualquier trámite o solicitar la licencia, es necesario tener en cuenta los requisitos mínimos que deben cumplir las viviendas para poder optar a la licencia:

  • Clasificar la vivienda según las categorías establecidas en el Anexo del Decreto 92/2009 del 3 de julio
  • Que la vivienda esté en perfecto estado de mantenimiento y en consonancia con la categoría asignada
  • Que la vivienda cuente con los suministros y equipamientos necesarios para ser ocupada de manera inminente
  • Que se exhiba en un lugar visible de la entrada (en el exterior o en el interiro de la vivienda, da igual) la identificación de vivienda turística así como su número de registro.
  • Que existan unas hojas de reclamaciones disponibles a petición del cliente

En la Comunidad Valenciana existe desde enero de 2015 la obligatoriedad de registrar todos los alojamientos de uso turístico, incluidas las viviendas turísticas, en el Registro de Empresas, Establecimientos y Profesionales Turísticos a través de una Declaración Responsable.

Para ello es necesario presentar la siguiente documentación:

  • Si el interesado es una persona física deberá cumplimentar este documento
  • Si por el contrario, se trata de una empresa gestora, es decir una persona jurídica, el documento a cumplimentar será este

Además, se deberán acompañar los modelos con la siguiente documentación:

Alquila tu propiedad con Muchosol y empieza a ganar dinero, ¡entra aquí, te explicamos cómo!

  • Documentación acreditativa de la persona física o jurídica responsable del inmueble
  • Licencia de primera ocupación o cédula de habitabilidad
  • Relación de viviendas de uso turístico
  • Declaración responsable del interesado en la que se informe de: la disponibilidad del inmueble, cumplimiento de los requisitos técnicos generales y específicos y su mantenimiento durante la vigencia de la actividad
  • Relación de viviendas turísticas
  • Toda la documentación deberá presentarse en los Registros del Servicio de Turismo de la provincia en la cual se encuentre la vivienda

Por último, en referencia a la forma de publicitar los alojamientos turísticos, la normativa exige que:

  • Todos los anuncios que se hagan deberán hacerse a través de canales comerciales de productos turísticos (OTA, Touroperadores, webs especializadas, etc)
  • Todos los anuncios deben reflejar el número de registro turístico y la categoría otorgada al alojamiento
  • El precio debe reflejar todos los costes que se incluyen en el: costes de mantenimiento, suministros, gastos de comunidad, etc.

Regulación del alquiler vacacional en Extremadura

En la actualidad la Junta de Extremadura no ha desarrollado ningún decreto que regule el alquiler vacacional entre particulares, tanto el que se refiere a alquiler de viviendas completas como el de habitaciones.

La Consejería de Economía (en la que se integra la Dirección de Turismo) tiene previsto modificar la Ley 2/2011 del 31 de enero sobre el desarrollo y modernización del turismo de Extremadura, que regula el funcionamiento de los apartamentos turísticos. En este sentido, se prevé eliminar la obligatoriedad de que los apartamentos turísticos formen parte de un conjunto y puedan ser gestionados por particulares.

No obstante, ante la proliferación de las viviendas de alquiler vacacional en toda la comunidad, el Gobierno extremeño tiene previsto desarrollar un Decreto que organice específicamente dicha actividad. Hasta la fecha, fuentes de la Dirección de Turismo remiten a la LAU como única norma en vigor que se ocupa de controlar el negocio. La Consejería estipula fuertes sanciones a todo particular que publicite su alojamiento en los canales de oferta turística, pues la LAU excluye expresamente dicha actividad de su ámbito de actuación.

Regulación del alquiler vacacional en Galicia

Desde el 10 de mayo de 2017 existe en toda la Comunidad Autónoma gallega una norma que regula expresamente las actividades de las viviendas de alquiler vacacional. En concreto, el Decreto 12/2017 para la regulación de las viviendas y apartamentos turísticos en Galicia, se ocupa desde entonces de establecer las características que deben tener las viviendas para dedicarse a dicha actividad así como la documentación a presentar y los trámites a cumplimentar.

Según el Decreto, para que una vivienda pueda acogerse a la regulación debe alquilarse al menos dos veces al año y por un tiempo no superior al mes. Por otro lado, se crean 3 categorías de inmuebles para diferenciar las viviendas según su uso: viviendas de uso turísticos, viviendas vacacionales y apartamentos turísticos

  • Viviendas de uso turístico:

Según el Decreto son casas particulares que se ofrecen a turistas -a través de los canales de promoción de la oferta turística habituales- como mínimo dos veces al año y para una estancia de corta duración, menos de 30 días consecutivos. Este tipo de viviendas deben alquilarse enteras y no por habitaciones. Son el tipo de inmueble que conocemos como vivienda de verane (piso o casa).

  • Viviendas turísticas:

No es ningún concepto nuevo pues es una categoría que ya estaba regulada. Para que un inmueble pueda acogerse a esta denominación, la Xunta exige unos mínimos de calidad más exigentes que los exigidos a las viviendas de uso turístico. Bajo esta categoría se engloba a aquellas propiedades unifamiliares con una capacidad no superior a 10 huéspedes. Tampoco se contempla en esta categoría el alquiler por habitaciones.

  • Apartamentos turísticos:

Esta categoría tampoco supone una novedad pues son establecimientos que ya, bajo la antigua normativa, estaban regulados. Se consideran apartamentos turísticos a los bloques de pisos, chalets o bugalows destinados en su totalidad al alojamiento de turistas. Se mantienen las tres categorías existentes para hacer referencia a la calidad del alojamiento (1, 2 o 3 llaves).

Así pues, la novedad que introduce la normativa es la creación de la categoría Viviendas de Uso Turístico. Por lo tanto, para registrar el inmueble bajo ese apelativo se establecen una serie de requisitos:

  • Abonar la tasa de 56, 26€ ante la Agencia de Turismo de Galicia
  • Presentar una declaración responsable en la que se indique la voluntad de iniciar la actividad
  • Una vez abonada la tasa y presentada la declaración responsable, la Xunta inscibirá automáticamente el expediente en el Registro de Empresas y Actividades Turísticas de Galicia.

Por otro lado, las condiciones que se exigen que cumplan los inmuebles para poder ser registrado como Vivienda de Uso Turístico son:

  • Amueblados, equipados y en condiciones de higiene óptimas para su uso inmediato
  • Estar en posesión de un seguro de responsabilidad civil
  • Disponer de un sistema de calefacción (sólo si se va a alquilar entre los meses de octubre y mayo)
  • Teléfono de atención 24h para atender cualquier incidencia que pueda surgir durante la estancia
  • Disponer de un servicio de mantenimiento
  • Hojas de Reclamaciones
  • Registro de viajeros

Todo aquel propietario que no tenga debidamente registrada la vivienda o que no cumpla con los requisitos mínimos establecidos por la normativa se expone a sanciones que van desde los 300€ hasta los 90.000€ (en caso de reiteración).

Regulación del alquiler vacacional en La Rioja

La normativa en vigor a la que hay que acogerse para registrar una vivienda de uso turístico en La Rioja es Ley 2/2001, de 31 de mayo, de Turismo de La Rioja y el posterior Decreto 10/2017, de 17 de marzo. Por lo tanto, en esta Comunidad Autónoma es una actividad regulada.

Por lo tanto, dicha normativa considera VUT aquellos inmuebles que estén:

  1. Amueblados y equipados en condiciones de uso inmediato.
  2. Comercializados o promocionados con finalidad lucrativa.
  3. Comercializados o promocionado en canales de oferta turística.
  4. Cedidos temporalmente durante más de 3 meses al año.
  5. Cedidos en su totalidad. No pueden alquilarse por habitaciones.
  6. No pueden formar parte de un establecimiento de apartamentos turísticos.

Al mismo tiempo, la normativa específica que no podrá destinarse una vivienda a fines turísticos cuando:

  1. Esté prohibido por los estatutos de la comunidad de propietarios.
  2. Incumpla con la normativa municipal que fuera aplicable para el ejercicio de la actividad.
  3. Se alquile por habitaciones. El alojamiento comprenderá la unidad completa, estando prohibida la cesión por habitaciones.

Finalmente, para tramitar las VUT los propietarios (o gestores) tendrán que comunicar al órgano competente en materia de turismo el inicio de su actividad, según el modelo oficial, que estará disponible en la página web del Gobierno de La Rioja, (en el apartado guía de impresos), en la oficina del SAC y sus delegaciones, y en la Dirección General de Turismo.

Regulación del alquiler vacacional en Murcia

En Murcia la actividad de los apartamentos turísticos y alojamientos vacacionales está regulada desde 2005 por el Decreto 75/2005 del 24 de junio y modificada posteriormente por el Decreto 37/2011 del 8 de abril. Por otro lado, en Gobierno de la Región de Murcia trabaja en un nuevo decreto de regulación de las Viviendas de Uso Turístico, por el cual se pretende actualizar la legislación a la realidad actual.

La normativa vigente diferencia entre viviendas vacacionales y apartamentos turísticos. Como en otras CC.AA, las diferencias estriban sobre todo en el número de alojamientos que pueden ofrecer una categoría u otra y en el tipo de propiedad.

Así, se consideran alojamientos vacacionales aquellos que:

  1. Sean unidades aisladas de apartamentos, bungalows, villas, chalés y similares
  2. Sean alquiladas con objetivos turísticos
  3. Su promoción y comercialización se efectúe a través de los canales de oferta turística tradicionales y nuevos.

Antes de poner una vivienda en régimen de alojamiento vacacional, la normativa exige que se cumplan los siguientes mínimos de calidad:

¡Tu piso vacío te está haciendo perder dinero! En Muchosol te ayudamos a rentabilizarlo al máximo gracias al alquiler vacacional

  • Que los alojamientos dispongan de suministros básicos: agua fría y caliente, gas y/o luz
  • Que el alojamiento se limpie al comienzo de la estancia
  • Que se realice un cambio de ropa de cama y baño una vez por semana
  • Televisión
  • Servicio de recogida de basuras o contenedores en la puerta

Asimismo, los propietarios -o gestores- de las viviendas vacacionales deberán en todo momento:

  • Mantener la vivienda en condiciones óptimas para ser ocupadas de manera inmediata
  • Informar de manera clara a los huéspedes sobre los servicios, normas de ocupación y teléfonos de emergencias.
  • Facilitar el teléfono de contacto de la persona responsable que tendrá que estar disponible 24h.
  • Registrar en el pertinente Registro de Viajeros a cada huésped que se aloje en la casa

Por lo tanto, si la vivienda cumple con los requisitos anteriormente expuestos, los siguientes pasos a dar para poner la vivienda en situación de Alojamiento Vacacional serían:

  • Cumplimentar una Declaración Responsable por la que se comunica la intención de destinar la vivienda al uso vacacional y presentarla ante el Registro de Empresas y Actividades Turísticas de la Región de Murcia
  • Adjuntar con la Declaración Responsable la siguiente documentación:
  1. Disponibilidad para ser alquilada (periodo vacacional durante el cual se ejercerá dicha actividad)
  2. Memoria descriptiva del alojamiento
  3. Plano de la vivienda (a escala 1:100 o 1:50)

Tras presentar la documentación la Consejería efectuará una inspección para asegurarse de que la vivienda cumple con los requisitos básicos. La Administración se compromete en resolver la inspección en un plazo máximo de 3 meses.

En esta Comunidad Autónoma, no se ha desarrollado todavía ningún decreto que regule expresamente el alquiler vacacional o las viviendas de uso turístico. Existe en la Comunidad una normativa que diferencia entre Casas Rurales y Apartamentos turísticos, ambas categorías cuentan con su propia regulación independiente.

Se considera casa rural aquellas viviendas construidas en zonas rurales y que responden a una edificación tradicional. Por el contrario se considera apartamento turístico a todos los apartamentos, bungalos o villas a propiedades que sin estar en el medio rural sean utilizados con fines turísticos. Para solicitar ambas licencias se debe acceder al Registro de Turismo de la Comunidad Foral de Navarra.

Regulación del alquiler vacacional en el País Vasco

El País Vasco cuenta desde el año 2016 con una Ley que regula la actividad de las viviendas vacacionales. En este sentido, la Ley 13/2016 de 28 de julio sustituye en esta materia a la Ley de Arrendamientos Urbanos, la única normativa aplicable antes de la entrada en vigor de la citada ley.

Por lo tanto, según la nueva normativa, para poner un inmueble en régimen de vivienda vacacional se deben seguir las siguientes directrices:

  • El propietario -o empresa gestora- deberá presentar ante la Admon. turística de País Vasco una Declaración Responsable de inicio de actividad turística.
  • Inscribir la propiedad en el Registro de Empresas y Actividades Turísticas de País Vasco
  • Para que un inmueble sea considerado vivienda vacacional su publicitación y  comercialización deberán hacerse a través de lo canales de oferta turística habituales
  • El alojamiento deberá ocuparse por un periodo de tiempo continuo igual o inferior a 31 días, dos o más veces dentro del mismo año.
  • Que la vivienda esté en disposición de la licencia de primera ocupación o cédula de habitabilidad.
  • Las propiedades se deben mantener en perfecto estado, listas para ser ocupadas de manera inmediata. Asimismo deben cumplir con todos los requisitos en materia de urbanismo, edificación, higiene y seguridad.

 

 

 

 

 

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies